contacto  Contáctenos:

968 96 40 24

Andrea Milano tiendas – Cómo abrir una boutique

Abrir una boutique, aparte de ser un negocio, también se trata de definir un destino. El primer paso para abrir la tienda de tus sueños es sentir el deseo. Muchos de nosotros trabajamos semanalmente y a tiempo completo, bajo la dirección de otra persona. Para la gran mayoría no se trata del estilo de vida que prefieren, sino simplemente de uno que paga las cuentas. En este sentido, con esta publicación de Andrea Milano tiendas, se pretende orientar un poco acerca de esta alternativa.

Un negocio propio

Tarde o temprano, muchas personas se dan cuenta de que sería estupendo tener un negocio propio, lo que les proporcionaría seguridad financiera, pero, además, les daría la flexibilidad de vivir sus vidas al máximo mientras siguen cobrando un sueldo, e incluso haciendo la labor que les gusta. Con una fuerte demanda del mercado y métodos bastante directos de operación, la propiedad de boutiques atrae a muchos y te creará la oportunidad de salir de un trabajo sin futuro y empezar a hacer algo que te encantará.

Andrea Milano tiendas

Una vez que hayas tomado la decisión de abrir una boutique, habrá muchas preguntas iniciales que probablemente te estarás haciendo a ti mismo sobre cómo empezar y si tratas de responderlas todas al mismo tiempo te sentirás abrumado con tantas interrogantes. De hecho, estas serían suficientes como para que muchas personas regresaran a sus trabajos y, simplemente, soñar con lo que podrían haber hecho en lugar de aventurarse a seguir adelante.

En lugar de renunciar, tómate el tiempo para sentarte, conseguir un cuaderno y escribir tus incógnitas; de esta manera podrás decidir qué aspectos son los más importantes y centrarte en ellos primero. Algunos de los puntos que se te podrían ocurrir son:

  1. ¿Qué tipo de boutique quiero dirigir?
  2. ¿Qué venderé y dónde lo conseguiré?
  3. ¿Dónde ubicaré mi boutique?

Estas tres son, sin duda, algunas de las preguntas más importantes y las que se discutirán aquí.

¿Qué clase de boutique me gustaría tener?

Este es uno de los aspectos más importantes a analizar, ya que su solución determinará las respuestas o al menos la dirección correcta hacia las cuales buscarás salida a las otras preguntas. Para que una boutique tenga éxito necesita llenar un nicho en la comunidad donde se está abriendo. Esto no significa que tenga que ser la idea más extraña que se te ocurra, sino que tienes que tomarte un momento y echar un vistazo a la zona donde estás pensando abrir tu tienda.

¿Qué tipo de establecimientos ya existen allí?  ¿Qué es lo que falta?  Tu nicho está en ese espacio de lo que aún no existe, donde tu negocio proveerá el mejor servicio al cliente y los precios óptimos de la mercancía que elijas vender. Por ejemplo, puede haber muchas tiendas de ropa en tu área, pero no existir nada dedicado específicamente a los adolescentes interesados en ropa hip hop con un valor razonable. Esta es una necesidad que tú podrías llenar.

Una vez que determines tu nicho, escríbelo en una hoja de papel. Este será el comienzo de tu exitoso plan de negocios. Y ahora la próxima pregunta.

¿Qué voy a vender?

Una vez determinada la necesidad que deseas satisfacer, realiza una pequeña investigación para decidir cuál es el inventario que pertenece a ese nicho. Visita sitios web y si te es posible, habla con algunos de tus clientes potenciales y averigua qué artículos están buscando. En nuestro ejemplo de la tienda para adolescentes interesados en ropa Hip Hop algunos de los elementos pudieran ser los siguientes:

Sudaderas con capucha polar

Chaquetas de estilo militar

Vaqueros con bolsillos múltiples

Anillos multidedos

Bandanas o pañuelos para la cabeza

Tú puedes elegir no llevar todo lo que se incluyó en esta lista inicial, pero la misma te dará una idea de lo que podrías estar buscando.

¿Dónde lo consigo?

Tienes muchas opciones para adquirir tu inventario. Primero necesitarás investigar a los mayoristas y fabricantes locales para ver en qué artículos pudieras invertir de lo que ellos ofrecen. También en la mayoría de las grandes ciudades hay mercados o ciertas zonas diseñadas para reunir a los productores y a los propietarios de pequeñas empresas.

Un poco de investigación te ayudará a determinar qué ciudades cerca de ti tienen tales mercados y cuándo están abiertos. Ciudades grandes pueden tener esas zonas en servicio de manera permanente, mientras que otras poblaciones más pequeñas pudieran ofrecer solo un programa específico de una semana de duración. Consigue la información publicada para estas demostraciones y asiste.

Mientras estás en la feria, tómate tu tiempo para asegurarte de que has examinado todas las posibilidades antes de hacer los pedidos y comenzar a adquirir tu inventario inicial. Piensa en los colores y cortes que deseas y solicítalos en cantidades apropiadas.

La mayoría de los fabricantes exigen que adquieras por lo menos cuatro piezas de cada estilo particular, de un mismo color. No obtengas más que esto ya que eso sería demasiado para una tienda de apertura. Mantén tus opciones simples la primera vez que salgas. Recuerda que deseas tener una boutique completa, pero no vaciar tu cuenta bancaria durante el viaje inicial de compras.

¿Dónde poner tu boutique?

A la hora de decidir dónde ubicar tu boutique, deberás tener en cuenta varias cosas. En primer lugar tendrás que elegir si quieres el establecimiento en un centro comercial o en una zona particular de tiendas en la calle.

Un centro comercial tiene la ventaja de garantizar una cierta cantidad de tráfico debido a la localización, pero también exigirá que trabajes dentro de las reglas establecidas, incluyendo el horario de operación, los precios y posiblemente el diseño de la tienda. Una zona de negocios independientes te dará más flexibilidad pero, a su vez, requerirá más trabajo de publicidad de tu parte para llevar el público hasta el establecimiento.

Si deseas estar en un centro comercial tendrás que ponerte en contacto con la administración del lugar en cuestión y obtener de ellos la información de arrendamiento y los reglamentos que los rigen.  Lo mismo es cierto en el caso de una tienda independiente; pero, en este caso deberás preguntar al propietario sobre sus condiciones para alquilar el local.

El modelo de las franquicias

Otra forma expedita de abrir una boutique es a través del modelo de las franquicias. Es un proceso totalmente guiado. Por ejemplo, Andrea Milano 1932, ayuda al inversor en cada etapa.

Si quieres conocer más acerca de todas la ventajas que ofrece la franquicia Andrea Milano, ponte en contacto y verás que montar una boutique de moda infantil es más sencillo de lo que crees, además, por cierto, es bastante rentable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *